28.9.11

Guardemos estos momentos en un cuarto sin nombre
lejos de las palabras y la cercanía, lejos de nosotros los muertos
lejos de todo aquello que se relacione con tus manos.

Quizás te vea y sepa la dirección de tus miradas.
quizá no y solo transcurra un día sin verte.

Voltea, voltea.

Asienta esta disposición a cambiar el sol

Rosa, gris

Somos tus intercambios de signos
tus pasiones lógicas.

La pluralidad de tus adjetivos es la sencillez de mi cotidianidad.

Que nuestros paseos sean las platicas de todos los cafés matutinos, de todos los anocheceres en los hoteles de la ciudad, de las discuciones familiares, del abandono de las calles y las multitudes, de los silencios en los domingos.

El día me sabe a tu cabello recién levantado de la almohada.





21.9.11

Cosas de la madrugada (y que solo son entendidas en ella)

El hastío llega a perder sentido a altas horas de la madrugada
y se prefiere dormir guardando un poco de disconformidad ante tanta inoperancia de mañana,
para hacer de ese día un inoperantemente hermoso momento.

Me he llegado a preguntar en esas altas horas de la madrugada si el hastío va de la mano con la lógica que argumentamos tener a lo largo del día, hasta cierto punto en la madrugada donde la lógica se hastía de existir en la hastiosa existencia y terminamos por llamarnos ilógicos.

Sin embargo, el ser ilógico implica llevar al hastío a un estado ludico, donde no siempre lo operante va ser hermoso ni momento y presuntamente se pierda algún sentido del mañana, hasta cierta hora del día cuando la disconformidad sea el hastío y las actividades ludicas meros hobbies para pasar el rato.

Sera el silencio o meros esquemas ilógicos.

Cuando a veces duermo, trato de escuchar a los gatos que cojen detrás de la barda de mi patio, para aferrarme a una idea y no sentirme como un loco escéptico en busca de gatos tras haber encontrado unos cuantos. Llegan a ser molestos cuando sabes que son gatos y no algo mas.

En este momento (dada la casualidad) me siento inconforme ante tanta inoperancia de terminar el escrito que me priva del sueño, hay suficientes razones para terminarlo, aunque hay cierto sentido cartográfico en el, no es para nada raro, que se busque en el mañana lo conocido en el ahora, y este tipo de escritos y de actividades nocturnas sirvan como un pasaje, una mera actividad intrascendente que recordare cuando me despierte como algo valioso y lleno de vida.

Siempre hay vida para cada momento de ausencia y muerte aunque no se pretenda vivir.

18.9.11

Habitante 019544


     









  Me pregunte si los días tenian que ser así, 
pesados, maltrechos,
con olor a anciano
puse la maldita tarjeta, me senté y abrí la ventana

Supe que el aire se llevaba las palabras y el que vendía periodicos se las comía

y al final solo los desechos acarician la tarde
acostándose en el pavimento
disfrutando, volando, llendo de aquí y allá

como tiene que ser en un lugar hecho para desaparecer
             

13.9.11

Habitante 008234






"Eres todo la contra", me dijo el camión cuando estaba por salir de el... me le quede viendo 2 segundos hasta después bajar las escaleras y saltar a la banqueta de la calle.

Me sentí emocionado de poder caminar.


Archivero

  • 2 (2)
  • 11 (1)
  • 9 (1)
  • 8 (6)
  • 7 (2)
  • 6 (1)
  • 5 (10)
  • 4 (13)
  • 3 (4)
  • 2 (12)
  • 1 (1)
  • 11 (1)
  • 10 (1)
  • 9 (3)
  • 8 (11)
  • 7 (2)
  • 6 (1)
  • 4 (5)
  • 3 (15)
  • 2 (11)
  • 1 (9)
  • 12 (4)
  • 11 (4)
  • 10 (1)
  • 9 (9)
  • 8 (3)
  • 7 (2)
  • 6 (7)
  • 5 (5)
  • 4 (7)
  • 3 (3)
  • 2 (5)
  • 1 (5)
  • 12 (2)
  • 11 (4)
  • 10 (5)
  • 9 (84)
  • 8 (7)
  • 7 (12)
  • 6 (8)
  • 5 (9)
  • 4 (22)
  • 3 (12)
  • 2 (5)
  • 1 (11)
  • 12 (18)
  • 11 (14)
  • 10 (20)

Seguidores